Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Japanese Portuguese Russian
Lunes, 16 Junio 2014 00:00

¿Conocemos la Sagrada Familia?

Written by 
Rate this item
(1 Vote)

¿Conocemos la Sagrada Familia?

 

Sin duda, la Sagrada Familia es el punto necesario por donde todo turista debe pasar cuando se visita Barcelona. Pero, ¿conocemos suficiente sobre la Sagrada Familia? La gran mayoría se limita a conocer que este monumento fue obra de Antoni Gaudí y, como mucho, que el inicio de las obras data de 1882.

 

Sin embargo, una de las curiosidades es que esta obra no fue inicialmente de Gaudí sinó que se le encargó al arquitecto Francisco de Paula del Villar, quien solo estubo un año y solo construyó la cripta. Las desaveniencias entre de Paula y la dirección del proyecto propiciaron su dimisión y posterior encargo, ahora si, a Antoni Gaudí, quien no lo abandonaría hasta su muerte accidental, en 1926.

 

Siendo tan importante como es para Barcelona, hoy trataremos este monumento titánico en este artículo, tratando de explicar sus orígenes, las intenciones de Gaudí y finalmente su estado actual.

 

Por qué estas formas

 

Antoni Gaudí, antes de hacerse cargo del proyecto, tuvo una estrecha relación con las obras góticas. Vivió gran parte de su vida al lado de Santa Maria del Mar, además de encargarse de la restauración de la Catedral de Mallorca. Gaudí siempre expresó sus desaveniencias con la arquitectura gótica ya que según el, todos los elementos requerían de otros elementos auxiliares para estabilizarse y las cargas se disgregaban por elementos exteriores, más expuestos y vulnerables.

 

Por este motivo, ante el encargo de esta obra, Gaudí decidió concebir una serie de innovaciones arquitectónicas para la construcción del nuevo proyecto. Decidió cambiar la horizontalidad de las iglesias góticas por una arquitectura más vertical, haciendo que las cargas reposaran en la base mediante pilares interiores, no hacia los laterales, evitando los conocidos contrafuertes góticos.

 

Otra curiosidad sobre el diseño arquitectónico del edificio es su independencia de estructuras. Gaudí, quien no era ajeno a la realidad social, observó que muchas iglesias y catedrales sufrían grandes demoliciones a causa de las guerras, revueltas y confrontaciones bélicas. Esto era debido a que todos los elementos estructurales reposaban en los de su alrededor. Para evitar esto, Gaudí concibió que cada elemento de la Sagrada Familia sería independiente, de modo que, si alguno cedía, los daños en otros elementos serían los mínimos posibles.

 

Fijadas las bases estructurales de la obra, Gaudí empezó a experimentar con formas mediante cadenas e hilos para determinar la inclinación de cada elemento y optimizar su comportamiento estructural. Como en todas sus obras, Gaudí sacó ideas del medio natural. En este caso, la concepción de los pilares es el fiel reflejo de la ramificación de un árbol, tal y como puede verse en la imagen. Como puede verse en todas sus obras, Gaudí siempre fue un firme defensor de las formas naturales, haciendo uso del paraboloide hiperbólico, el hiperboloide, el helicoide y el conoide.

 Pilares en forma de árbol

 

El material usado para la estructura del edificio fue el hormigón armado, un sistema aún novedoso para la época. El uso de este material puede ser debido a la estrecha relación entre Gaudí y Eusebi Güell (família creadora del Parc Güell, otra obra maestra de Barcelona con el mismo arquitecto). Eusebi Güell poseía en Castellar de N'hug la primera fábrica de cemento portland, de modo que la primera materia se la encargaron a su fábrica.

 

La construcción del edificio

 

La Sagrada Família es un templo expiatorio, lo que significa que se construye a base de donaciones y, en las últimas décadas, con la entrada que pagan los visitantes para acceder al centro. Esto ha permitido accelerar unas obras que solo se pararon durante la Guerra Cívil Española.

 

Concretamente, durante el 20 de julio de 1936, dos días después del golpe militar, grupos anticlericales accediron al interior de la cripta y la incendiaron. El resultado fue la destrucción del taller y de diversos planos y maquetas destruídos del ya fallecido Gaudí. Aun así, se hizo un esfuerzo para recuperar información mediante fotografías y restauración de maquetas, de modo que el proyecto actual sigue las órdenes dictadas por el genial arquitecto.

 

Actualmente, la construcción de la Sagrada Familia aglutina diversas técnicas vanguardistas de construcción que permiten acelerar las obras. Seis grandes gruas, la contratación de más personal y otros sistemas constructivos hacen posible construir cada detalle a un ritmo nunca visto anteriormente.

 

El solar sobre el que se asienta fue comprado por 172,000 pesetas, que al cambio en Euros rápido (y pasando por encima de mil errores) sería de unos 1000 Euros. En ese momento, ese terreno no tenía ningun edificio colindante, de modo que Gaudí planificó que el proyecto, entre el edificio y las zonas ajardinadas, ocuparía más espacio que el que actualmente tiene. Esto conlleva un problema entre los vecinos del templo, ya que puede suponer el derribo total de dos islas de casas (concretmanete las comprendidas entre carrer Mallorca y la Diagonal).

 

Cuando terminará

 

La finalización de las obras no está aun fechada, aunque hay rumores que marcan el 2026 como fecha final. Aunque sus obras se hayan alargado más de 130 años, falta gran parte de fachada de la Gloria, la que se encuentra mirando al mar. De todos modos, gracias a que es visitada por más de dos millones de turistas anualmente (con su correspondiente donación) , las obras han podido acelerarse.

 

El templo

 

Actualmente dos de las cuatro fachadas ya estan finalizadas, además de gran parte de su interior. De las 18 torres que están proyectadas, a fecha de 2014, ya podemos contar con 8 torres finalizadas.

 

Cada una de las fachadas representa una escena sagrada. En la fachada del nacimiento, ubicada en la calle Marina, podemos observar la famosa escena del nacimiento de Jesús con la aparición de cada uno de los integrantes dispersados en las tres grandes puertas. Esta es la primera fachada que se construyó y la única que pudo ver terminada su creador, Antoni Gaudí. Una pista de ello es el color más oscurecido de la piedra, a diferencia de otras partes construídas posteriormente.

 

La otra fachada más conocida es la de la Pasión, accesible por la calle Sardenya. En ella se representa el dolor, el sacrificio y la muerte de Jesús. Gaudí solo dejo marcada la parte decorativa, dando cierto margen de maniobra a los futuros arquitectos que se encargarían del proyecto.

 

Finalmente encontramos la fachada de la Glória, la cual tiene que ser la entrada principal, y la fachada del Ábside. Ambas fachadas estan por construir, aunque esta última se encuentra en un estado más avanzado.

 

Como curiosidad, en la fachada de la pasión encontramos un cuadrado mágico, proyectado por Subirachs, donde se muestra una tabla con diversos números. Estos números siempre sumaran 33, concretamente la edad de Jesús cuando fue crucificado.

 

 

 

 

Algunos datos relevantes

 

Cuando hablamos de las dimensiones del templo, observamos que nos encontramos con una obra titánica: tendrá una superfície total construída de 4500m2, una planta de 110 metrosx80 metros y una capacidad para albergar a 14000 personas.

 

18 torres, con una torre central de 170 metros de altura, adornaran el conjunto, que actualmente ocupa tres manzanas de casas y puede que en un futuro estas se amplien.

 

En 2005, la parte construída fue declarada como Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO y esta calificada como una de los 12 tesoros de España. Paralelamente, es una de las 7 maravillas de Cataluña.

Read 605 times Last modified on Lunes, 16 Junio 2014 16:33
Login to post comments